martes, 8 de junio de 2010

trenzando destinos.

Ssssh.
Escucha, como pasa sin pisar.
Atiende, eso que ves un corazón al que uno no le basta y dos le sobran.
Mira, tiene un hueco para torcer la mueca y un trocito de abrazo para albergarme.
Siente, como respira cansada al caminar.
Observa, como sus ojos escudriñan los recovecos que le rodean.
Dile, que su risa es preferible a su silencio.
Sonríele en los días malos y acompáñala en los buenos porque es lo mínimo que merece.

No es simplista lo que digo porque en su sencillez vive su grandeza. No sabe que cuando la gente piensa en ella ve esa forma de caminar que arrastra un defecto de cadera y el acabado en descenso que tienen sus ojos. Esas marquitas que antes eran lunares y ahora son peculiaridades asociadas a su piel. Ese ladeo de cabeza que reluce cada vez que ríe y esa forma de sentarse que le impide encorvarse para mantenerse recta y erguida cada día y cada noche.
Los detalles de cada uno caracterizan a la persona y nos hacen diferentes, especiales. ELLA está para ser un Señor Modelo Molde. Te lo digo yo, que de sus detalles sé mucho.

No es su pelo el que se trenza sino su vida con la mía. Como las hermanas Olsen o mucho mejor… simplemente como nosotras.

Felices 22 Andrew.
Te quiero.

No hay comentarios: