viernes, 13 de julio de 2012

Somos hormigas. Absolutamente todo nos sobrevive.
Y casi nadie es capaz de entenderlo y mucho menos de aceptarlo.
No digamos ya,
de propiciarlo.

No hay comentarios: